Calidad del agua de baño

Calidad del agua de baño: ¿Seguro que el agua está ‘divina’ para bañarse?

Calidad del agua de bañoEmpieza la época estival, las carreras por colocar la sombrilla y la toalla en primera línea de playa y la necesidad de sofocar las elevadas temperaturas con un buen chapuzón. Las piscinas y las costas incrementan su afluencia de público, y los riesgos sanitarios derivados del uso y disfrute de éstas también son mayores. Anteriormente, ya os informamos de cómo evitar una pesadilla en la piscina y, en esta ocasión, y puesto que España tiene casi 6.000 Km de costa, nos centraremos en conocer los parámetros microbiológicos que determinan la calidad del agua de baño.

En la península, como término medio, la temporada de baño se extiende desde principios de mayo a finales de septiembre para las aguas marítimas. Durante este periodo, la toma de muestras se realiza en los lugares definidos por la autoridad sanitaria en que se prevea mayor presencia de bañistas, teniendo en cuenta el mayor riesgo de contaminación según el perfil de las aguas de baño. En condiciones normales, el número de muestras debe ser como mínimo de 8 (las fechas deberán distribuirse a lo largo de toda la temporada de baño y el intervalo entre cada muestra nunca podrá exceder de un mes), más una muestra inicial antes de empezar la temporada.

Los indicadores que se utilizan para determinar la presencia de contaminación de origen fecal, y cuyos resultados sirven para calcular la calificación anual del agua de baño (de acuerdo al Real Decreto 1341/2007 sobre la gestión de la calidad de las aguas de baño) son Enterococos intestinales y Escherichia coli: 

  • Los enterococos son células esféricas u ovoides que se presentan en forma de pares o de cadenas cortas. Son cocos Gram positivos, anaerobios facultativos, capaces de crecer en presencia de 6,5 % de NaCl, a 10 y 45 ºC y pH 9,6.

Los enterococos forman parte de la microbiota normal del tracto gastrointestinal humano y del tracto genital de la mujer, también pueden estar presentes en suelo, alimentos, agua, plantas, animales e insectos y son considerados el indicador microbiológico más eficiente para evaluar la calidad de agua de mar para uso recreativo, debido a que son muy resistentes a la congelación, la desecación y a las condiciones salinas de este medio. Además, está relacionado directamente con gastroenteritis, enfermedades respiratorias, conjuntivitis y dermatitis, entre otras.

  • Escherichia coli es miembro de la familia Enterobacteriaceae. Es una bacteria Gram negativa, anaerobia facultativa que forma parte de la microbiota normal del intestino del ser humano y los animales homeotermos y su presencia en aguas ambientales ha sido y sigue siendo considerada como un indicador de contaminación fecal reciente (ya que se pensaba que no podía sobrevivir durante mucho tiempo fuera de su hospedador, y no podía multiplicarse en el medio ambiente).

Sin embargo, numerosos estudios recientes han demostrado que algunas cepas de Escherichia coli pueden sobrevivir (y reproducirse) durante largos períodos de tiempo fuera del tracto intestinal y reproducirse en el suelo, arena o agua en climas tropicales, subtropicales y templados.

La contaminación de origen fecal procede tanto de actividades urbanas como de actividades agrícolas o ganaderas. Estas fuentes de contaminación pueden estar geográficamente localizadas (por ejemplo, la salida de aguas residuales de un núcleo urbano) o afectar de manera difusa a un territorio. Aunque existen medidas de gestión para evitar que dicha contaminación llegue a las aguas de baño, en ocasiones, fenómenos meteorológicos (lluvias intensas, fuertes escorrentías) o fallos en las medidas de gestión de la contaminación en origen pueden ocasionar que la contaminación de origen fecal llegue al agua de baño.

Las aguas de baño costeras y marítimas se clasifican (anexos I y II del R.D. 1341/2007) en las categorías de calidad insuficiente, suficiente, buena o excelente cuando en la serie de datos correspondiente al último periodo de evaluación (temporada actual más las tres anteriores), los valores del percentil que corresponda en cada caso se ajusten a los siguientes intervalos:

Parámetro

Excelente Buena Suficiente

Insuficiente

Escherichia coli (ufc/ 100 mL)

≤250 (*)

≤500 (*) ≤500 (**)

>500 (**)

Enterococos intestinales (ufc/ 100 mL)

≤100 (*)

≤200 (*) ≤185 (**)

>185 (**)

(*) Con arreglo a la evaluación del percentil 95
(**) Con arreglo a la evaluación del percentil 90

El control sanitario de aguas de baño es una de las áreas de trabajo de la salud pública, prioritario en el ámbito de la sanidad ambiental. Las normativas nacionales y europeas están destinadas a garantizar una calidad del agua apropiada para el uso del baño por parte de la población, protegiendo de este modo la salud de los ciudadanos.

En Ambientalys nos encargamos de la toma de muestras y análisis de las aguas de baño en la época estival que va a comenzar.

Leave a Reply